Disfruta de tu trabajo y lograrás el Éxito

El trabajo diario puede llegar a ser agotador. La monotonía del día a día, los retos que debemos superar y el poco descanso, son algunas de las situaciones más difíciles para cualquier empleado.

¿Pero es posible disfrutar de la jornada laboral? ¡Por supuesto que sí! Siempre podemos hacer más amenas nuestras horas trabajando. Y no sólo eso, disfrutar de lo que haces es un factor que además te ayudará en gran medida en tu desarrollo profesional.

  • El PRIMER OBJETIVO que debes plantearte es tomar pausas luego de cumplir con alguna tarea o actividad. De esta manera podrás refrescar tu mente y hacer que tu cuerpo Y y tu mente descansen.

En este tiempo puedes tomar un café, caminar un poco, tomar aire fresco o conversar con tus compañeros. Cuando retomes las tareas te darás cuenta de lo bien que te ha hecho descansar al menos 5 minutos. Sobre este tema hay ríos y ríos de tinta escritos sobre la llamada “Técnica Pomodoro”

  • El SEGUNDO OBJETIVO  a lograr es que tu trabajo (en la medida de lo posible) no debe ser un motivo de estrés. A veces esto resulta difícil, pero para ello debes cuidar muy bien tu organización y el ritmo con el que realizas cada actividad, pues es importante no saturarte o trabajar “contra reloj” de manera prolongada: te desfondarás antes o después.
  • El TERCER OBJETIVO consiste en aprovechar los nuevos entornos profesionales. Hoy en día las políticas de las empresas son mucho más permisivas que en el pasado. Si la tuya te permite conciliar la maternidad, flexibilizar las horas de entrada y salida, escuchar música mientras realizas tu trabajo o cualquier otra política corporativa, ¡aprovecha la oportunidad! No tengas miedo de lo que otros piensen, carga pilas y da el máximo de ti cuando estés concentrado en las tareas propias de tu función. No se trata de cantidad, sino de calidad a la hora de rendir en tu puesto de trabajo.

Y es que aunque tu trabajo no sea perfecto (creo que el de muy pocas personas lo será), es necesario que lo puedas realizar sin que tu tranquilidad y tu equilibrio se vean afectados. Con el tiempo te darás cuenta que disfrutar de tu trabajo no solo te aportará mayor relajación, sino que aumentará tu productividad y eso se verá reflejado en los resultados. Es una fantástica manera de crecer personal y profesionalmente: Aprende a equilibrar tu Vida.

PORQUE RECUERDA: “Sólo cuando tú Creces, tus Resultados Crecen

Y es que de nada sirve toda tu formación si no eres capaz de poner en práctica todo lo que eres capaz de hacer. De modo que, saca a relucir tu verdadero valor y ves más allá de la simple formación; alcanza la transformación con el método adecuado.

Es por ello que desde REKAPP estamos firmemente convencidos en que debes trabajar los 3 recursos que te permitirán lograrlo.

¿Quieres conocer …?

Print Friendly, PDF & Email
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *